Las colillas, ¡siempre al cenicero! - Limpieza de Málaga
Documentos Preguntas frecuentes Buenas prácticas Gestión de incidencias

Las colillas, ¡siempre al cenicero!

Lo último sobre la limpieza de Málaga

Las colillas, ¡siempre al cenicero!
29 julio 2020 -

Las colillas contaminan el agua que bebes y ensucian nuestras playas

En España se consumen alrededor de 90 millones de cigarrillos al día, lo que supone más de 32.800 millones de desechos de filtros al año. Se trata de un residuo que tarda una década en degradarse y que, por desgracia, un 15% termina en las playas. ¡En Málaga adoramos nuestras playas y nos encanta disfrutar de ellas! ¡Ayúdanos a mantenerlas limpias!

Es fácil, basta con no arrojarlas donde te parezca, busca siempre un cenicero. Porque… ¿sabías que con solo una colilla se puede llegar a contaminar de entre 8 a 10 litros de agua? Esto sucede porque gran parte de las colillas que se tiran al suelo acaban llegando al océano a través de las alcantarillas o por la lluvia.

Aparte de la contaminación causada, las colillas han provocado que se incendien más de 4.000 hectáreas en los últimos 20 años. Y aunque la colilla esté bien apagada, arrojarla al medio, contiene sustancias químicas tóxicas que se filtran en la tierra, suponiendo un grave perjuicio para la vida.

¿Cómo evitarlo?

Debido a su composición (acetona, amoniaco, naftalina…) las colillas no son reciclables, así que el contenedor adecuado para deshacerte de ellas es el contenedor gris. Así mismo, disponemos de una gran cantidad de papeleras repartidas por nuestras calles que cuentan con un cenicero para poder apagar cómodamente tu cigarrillo y depositarlo posteriormente en el interior.

Con este simple gesto, evitarás la contaminación del agua y la tierra, a la vez que contribuyes
a la mejora de la recuperación y conservación de nuestros bosques y playas.

 

Actualidad

Conoce las últimas noticias relacionadas con la empresa

Baldeo

Te contamos todos los baldeos que realizamos ayer

Centro ambiental

Con tu ayuda conseguimos una Málaga más sostenible